La hiperuricemia es una enfermedad que se caracteriza por tener niveles elevados de ácido úrico en sangre, que en ocasiones dan lugar a la acumulación de cristales de ácido úrico en las articulaciones muy frecuentemente en la articulación metatarsofalángica (dedo gordo del pie), más conocido como ataque de gota, algo muy molesto y doloroso.

Aunque es cierto que puede ser asintomático, más tarde o más temprano los síntomas aparecen, en mayor o menor escala. También debemos de saber que no hay sólo un origen de hiperuricemia, si no que es una enfermedad con una etiología bastante amplia.

Veamos que tipos hay:

Fuente: http://www.elsevier.es/es-revista-offarm-4-articulo-hiperuricemia-gota-13061799

Evidentemente será nuestro médico quien deba diagnosticar la patología y prescribirnos tratamiento farmacológico.

Si alguna vez te han dicho que la dieta puede curar la hiperuricemia no es cierto, PERO, es un complemento al tratamiento farmacológico ya que deberemos disminuir la ingesta de alimentos que incrementen el ácido úrico en sangre y por ende contribuyan a padecer ataques de gota frecuentes, así que vamos a ello.

 

¿Cómo debería ser una dieta para personas con hiperuricemia? Recomendaciones generales

Principalmente debemos eliminar

-El alcohol ,las bebidas azucaradas (zumos, refrescos, concentrados de frutas) , el primero por el etanol y el segundo por el exceso de fructosa.

-Carnes rojas, de caza, embutidos, procesados y mariscos (incluidos los extractos/pastillas de carne,pescado o marisco..)

-Mermeladas, frutas en almíbar y deshidratadas, bollería y ultraprocesados en general . El sentido de eliminarlos al igual que las bebidas azucaradas reside en su alto contenido en fructosa que está relacionado con un aumento de ácido úrico en sangre y una mayor probabilidad de ataque de gota.

 

Limitar

-Productos de origen animal, sobre todo cárnicos, ya que están asociados a ataques de gota. Esto no quiere decir que los eliminemos completamente de la dieta, pero SI que los vayamos alternando con proteína de origen vegetal (leguminosas al poder).

-¿Fruta?. Esto lo habréis escuchado seguro, y es que un exceso de fructosa puede provocar ataques de gota, pero seamos realistas, actualmente es difícil encontrar a personas que se atiborren a fruta, así que como recomendación: come la fruta que te apetezca. Lo mismo hablando del tomate, si, sube los niveles de ácido úrico en sangre pero no está directamente relacionado con los ataques de gota.

-Con mucha moderación (1 vez por semana) podríamos consumir pescado azul.

-Y por supuesto hidrátate adecuadamente con agua, infusiones, agua con fruta… y cuida la ingesta de sal (mayor sal en la dieta menor diuresis) ya que ello contribuirá a la excreción de ácido úrico mediante la orina.

 

Recomendaciones dietéticas generales para ataque de gota

En este caso yo suelo recomendar una dieta ovolactovegetariana. Es decir, que primen las verduras, frutas, leguminosas, huevos y lácteos sin azucarar.

 

 

 

 

 

Aquí os dejo un ejemplo de un día:

 

Desayuno:

Café con leche o sólo o infusión.

Tostada de pan integral con humus y un puñado de almendras.

Media mañana:

Plátano y una onza de chocolate 85%.

Comida:

Lentejas estofadas a la hortelana (con cebolla, pimiento, zanahoria, calabacín y un sofrito de aove, ajos y pimentón de la vera.)

Ensalada: brotes verdes, encurtidos (cebolletas y pepinillos) y setas a la plancha.

Merienda:

Yogur con manzana, nueces y canela.

Cena:

Huevo revuelto con espárragos trigueros y ajitos.

Ensalada de Pepino, cebolla y aceitunas.

 

En resumen

  • Después del diagnosticado sigue el tratamiento farmacológico que tú médico te ha indicado.
  • Comienza una dieta baja en purinas, eliminando de tu dieta: alcohol, carnes rojas/procesadas, embutidos, caza, mariscos, ultraprocesados, y limitando el consumo de pescado azul.
  • Basa tu dieta en alimentos de origen vegetal: legumbres, verduras, frutas… y que los cereales que tomes sean integrales. Con esto conseguiremos una dieta rica en fibra, la cual se asocia a niveles en sangre significativamente más bajos de ácido úrico y reducción del riesgo de hiperuricemia y gota.
  • Por supuesto que puedes comer pollo o pescado blanco. Pero la proteína de origen animal no tiene por qué estar presente en todas las comidas (esto como recomendación general en cualquier dieta).
  • Incluye huevos y lácteos (no edulcorados, ni azucarados ni muy salados), si lo deseas.
  • Hidrátate de manera adecuada a tus necesidades. En esta tabla más o menos puedes ver el agua que necesitas tomar diariamente: https://www.h4hinitiative.com/es/herramientas/tablas-hidratacion
  • Si te resulta difícil adherirte, siempre puedes contar con nosotros para hacerte un plan adecuado a tus necesidades, patologías y preferencias 🙂